lunes, 25 de agosto de 2008

Carta al Espejo




Mi querido Espejo:






¿Espejo o espejos? Es que hay varios en la casa y por un extraño sortilegio, cada uno parece devuelve imágenes de mujeres distintas. Uno, a una mujer más "rellenita" , otro , a una más "delgada" y hasta a una, un poco "recortada". Mmmmm, creo te escribiré a tí, Espejo de mi cuarto, de mi habitación, el que me mira desnuda al salir del baño, o cuando me visto o cambio de ropa. El que delinea mi rostro silenciosamente y sin embargo escucho el correr del tiempo sobre el azogue y la arena que me refleja.

Creo te escribiré a ti, el que retorna la figura de un cuerpo donde todo va "en caída libre y sin estación de parada". A ti, al que a veces ni miro de frente, no porque tema lo que encuentro, si no porque alguna vez llora conmigo y una lágrima corre furtiva aún sobre él, o porque no encuentro una parte de mi cuerpo que se quedó atrás, en el pasado; a ti, quien me habla de una mujer, que no reconozco a veces, que miro con atención y no encuentro a la que vive en mí.
Te escribo esta carta Espejo de mi cuarto, donde tantas veces me he recostado sobre la peinadora que te contiene, sacudiendo mi cabeza, tratando con el gesto, echar al viento todos los males que en tropel, a veces me aquejan.

Y es que eres, tan de estar conmigo y con todos. Tienes el misterio de quien te mira y queda atrapado en ti. Devuelves mil rostros, muecas, giros de un cuerpo que se mira según se siente. Que se viste según se cree, que se imagina lo que dirán los demás, después de verse elegante, encantador o encantadora, según sea el caso. Porque el ser humano, -mira qué cosas-, es tan extraño, tiene tantas visiones de si mismo. Se planta frente a ti y se ve como se figura es, sin escudriñar la realidad de un rostro, un cuerpo que acusa los años que no perdonan y la vanidad de vanidades, siendo todo vanidad, te hace creer que todos admirarán lo que tú ves en ese espejo tuyo, que te habla según el idioma que le enseñaste.

Te escribo esta carta Espejo mío, porque hoy he descubierto que puedo mirarme por dentro sin mirarme en ti, y al hacerlo encontrar a todos los otros yo, que encerré en mí cual espejo de Alicia, o historia encantada, al guardar a cada ser reflejado en mí, como si yo fuera parte de ellos, resultando ser, parte de nada, porque nada fui, por lo menos de algunos. O de alguna, que me iportara más.

Te miro con nostalgia en este momento, no por añorar años idos y juventud vivida, ¡no!, que feliz y amante soy de mis años, con mis lineas de expresión o lo obesa que pueda estar. Pero te miro con la melancolía innegable, de saber que mañana, ésta que hoy amaneció con el amor goteando en los labios, ya no será más en el retrato que guardarás, misteriosamente, detrás de ti.

Si alguna vez, espejo mío, vuelves a mirarme con una sonrisa estampada en el rostro, por favor, sílbame antes de partir, para saber que la felicidad al fín me hace guiños, porque encontré la verdad en el sentir.

Se despide de ti, quien aunque no quiera, te tiene delante reflejando tal vez a una, que no soy yo.




17 comentarios:

DRIADA dijo...

Me he quedado pensativa un rato después de leerte. Que estúpidez la mia, yo pensaba que eso sólo me pasaba a mi. que altanería la mia pensaba que solo yo sentia asi. Tú le escribes al espejo, yo le hablo, y hay dias que quedamos amigos y otros no.todo depende de como esté yo no él.
Estoy contenta de que mi rosa llegue hasta una persona como tú, que sabe expresar con tanta originalidad el sentir humano

SUSANA dijo...

Qué agradable Carta, amiga!

¿Por qué será que los espejos, desde siempre, han despertado la imaginación en los seres humanos...y la pasión entre los escritores?

Como todos, he tenido (y tengo) mis momentos con el espejo, y al igual que nuestra querida Driada, a veces "quedamos amigos" y otras no.

Pero hubo un escritor, cuándo no! que despertó toda mi curiosidad y fascinación por los espejos: mi amado Jorge Luis Borges, quien decía "La realidad del mundo es necesariamente fragmentaria, como si estuviera reflejada en un espejo roto".

Con tu permiso y ojalá te agrade, te dejo uno de los tantos poemas de mi autor adorado. Primero porque creo que homenajea en forma insuperable tu precioso post. Y también porque con estas letras, alguna vez le pasé a mi propio hijo, mi amor por este autor:

¿Por qué persistes incesante espejo?
¿Por qué duplicas, misterioso hermano
El menor movimiento de mi mano
¿Por qué en la sombra el súbito reflejo?
¿Eres el otro yo del que habla el griego?
Y acechas desde siempre. En la tersura
Del agua incierta o del cristal que dura.
Me buscas y es inútil estar ciego.
El hecho de no verte y de saberte
Te agrega horror. Cosa de magia que osas.
Multiplicar las cifras de las cosas
Que somos y que abarcan nuestra suerte.
Cuando esté muerto copiarás a otro
Y luego a otro, a otro, a otro.

Yo que sentí horror de los espejos
No sólo ante el cristal impenetrable.
Donde acaba y empieza, inhabitable,
Un imposible espacio de reflejos.

Sino ante el agua especular que imita
El otro azul en su profundo cielo
Que a veces raya el ilusorio vuelo
Del ave inversa o que un temblor agita
Y ante la superficie silenciosa
Del ébano sutil cuya tersura
Repite como un sueño la blancura
De un vago mármol o una vaga rosa
Hoy al cabo de tantos y perplejos
Años de errar bajo la varia luna
Me pregunto que azar de la fortuna
Hizo que yo temiera a los espejos.


Gracias por este precioso momento en tu blog!

Recibí mi enorme abrazo!

Cartas que nunca escribí dijo...

Dríada, qué linda hada eres. Gracias por rondar y quedarte en este espacio tuyo.

Besos.

Cartas que nunca escribí dijo...

Susana, qué regalo maravilloso. El poema de Borges, la fascinación que representa el espejo. No soy muy amiga de él (el espejo), pero siempre he tenido que andar con él. Además, el espejo es una referencia obligada, del alma, de los ojos, la mirada, es como si de alguna manera viviéramos en un inmenso espejo, unos delante aún y otros ya traspasados los cristales.

Gracias por tus visitas, gracias por el aliento.

Besos.

Herodes de la Bética dijo...

Un espejo. Reflejo de tu imagen y de tu interior, porque en el ves lo que piensas... magnífica entrada, y mejor blog. Nos leemos... te espero por el mío...

Inés Bohórquez dijo...

-"Las cosas nunca son lo que parecen y casi siempre son lo que se piensa de ellas, sin embargo podrías estar solo frente a un espejo y estar viendo en consecuencia solo un reflejo de alguna parte de ti... "-
Inés Bohórquez

un abrazo amiguita y por supuesto me ha encantado tu carta en demasia...

mis bendiciones

Miriam dijo...

Mi querida Esmeralda! que temita te has buscado para tu carta...
El se convierte muchas veces en el crítico mas feroz, pero ya no me engaña... Cuando uno tiene unos cuantos años vividos sabe entender que el no es solo mas que un pedazo de cristal que refleja. Y claramente refleja lo que yo quiero ver o no ver, mi imagen depende de mi estado de ánimo, en mi caso por ejemplo.
Así que a mi ya no me engaña...
Excelente texto amiga! como siempre.
Besos

charlotte dijo...

Tenemos dos opciones: o ver la imagen que queremos ver, o ahondar un poco, detenernos, meternos en el iris y viajar hacia dentro, volar atravezando cuerpos, años y momentos, encontarnos desnudos(realmente), confrontarnos con lo que realmente somos, que nuestra luz se coma esa imagen que,éste, nos devuelve, te puedo asegurar que una sonrisa, y es poco, es lo que vas a ver reflejado cuando vuelvas al espejo.

Cartas que nunca escribí dijo...

Charlotte, con agrado, veo que tú, coincides totalmente con mi planteamiento, agregando (yo), lo que digo, que realmente el espejo lo llevamos dentro y es alli donde atrapamos todo cuanto la luz nos refleje.
Cada uno de nosotros viene expresando aqui, su parecer ante el espejo, y es que además del mono, sómos los únicos del reino animal, según los científicos, que logramos "reconocer nuestra imagen ante él" , (si hay otro ser animal que lo haga, por favor, dejarlo saber aquí). Tenemos tantas imágenes de nosotros mismos como estampas, fotografías creamos en nuestra mente y sentir.
Siempre será el espejo, una fascinación para muchos o todos de alguna manera. Aunque sea una vez en la vida, nos detendremos ante él y trataremos de mirar lo que realmente nos devuelve, aunque yo sea diestra y él me devuelva siniestra (¡Uy, qué horrible palabra!,mejor ¿zurda?)

Besos, a todos los que han ido llegano y a todo el que llegará y deje su huella o simplemente entre, visite y lea.

KAMELUCHA--MELA dijo...

Huy los espejos...
como nos reflejamos en ellos,,
es curioso, tengo varios por la casa tambien, sii me gustan,
no soy aquella linda chica, mujer,soy añoso siii,,
a veces miro, "que mal que estas hoy"" otras me doy una palmadita en el cachete y aleee,,,que tu si que vales,,jajaja,,,,
me rio cuando me miro de reojo al pasar,,a veces refleja tanta tristeza que ahi mismo empujo a sonrreir,,,soy alegre,,y quiero serlo, aunque dio...como cuesta
pero a seguir, son ese silvido que el espejo nos planta,,el dia que andamos como volando...siii,,
Como me ha gustadooo..ya lo creo
besitosss,,,

KLAU dijo...

ESMERALDA QUE GUSTO LEERTE !!
AHHHHHHHHHHH EL ESPEJO... LA FOTO QUE HAS PUESTO ES BIEN "GRACIOSA" Y HASTA CRUEL, CUANDO SALES A PASEAR Y QUIERES AUNQUE MAS NO SEA ALGO QUE TE AGRADE, (Y MAS ALLA DE LOS PRECIOS AQUI EN ARGENTINA) LOS TALLES SON 000000 JAJAJAJAJAJAJA !!!
Y QUEDAS REDUCIDA A "INVENTARTE" ALGUN TRAPO RIDICULO PARA HACERTE LA ORIGINAL, AUNQUE LO SEAS....
Y MAS ALLA DE LO FRIVOLO.... PASAN COSAS DESDE ADENTRO CUANDO UNO SE VE Y YA NO SE MIRA TANTO_______
SE VEN COSAS QUE HAY QUE RESOLVER, SE VE COMO HA PASADO EL TIEMPO Y NO JUSTAMENTE POR LA NUEVA ARRUGUITA.... SINO ....POR AQUELLOS DOLORES O PERDIDAS QUE FUERON HACIENDO ESTRAGOS EN UNO________ EN EL MOMENTO EXACTO EN QUE EVADIMOS EL ESPEJO.

PERO PODREMOS
SALIR ADELANTE
Y SEGUIR ESMERALDA A COMO DE LUGAR
SI?
ERES MARAVILLOSA

GRACIAS POR PASAR
BESOS
MILES
KLAU ♥

MaleNa dijo...

Pufffffff que carta tan intensa, tan de todos los dias, tan de nuestro sexo.

Que refleja el espejo lo que somos, o lo que queremos ver.
Es un enigma caso Borgiano.

Me maravillan tus letras, me dejan pensando y eso es intenso.

Un fuerta abrazo casi de fin de semana.


MaLena.

Incombustible dijo...

Como siempre, magnífica carta (¿Has pensado en publicar tus cartas, en un libro? Si es así, apártame unos ejemplares que serían un magniífico regalo para algunas amigas mexicanas).
Yo tengo tres espejos en mi habitación: el del baño, que solo me mira de la cintura para arriba; el de mi armario (impúdico me recorre toda) y uno pequeño, regalo de una de mis niñas, que tengo sobre la cama. Me miro en ellos, de cuando en cuando, para cubrirme las canas cuando hace falta el tinte, para vestirme o para peinarme. Pero hubo un tiempo en que no me miraba, por temor a que me saliera una garra y me llevara dentro. Con los años, sin embargo, ese mirar y que te lleven dentro, va dejando de provocar miedo: antes bien, curiosidad por ver en qué clase de ser humano me he convertido. Hay cosas que no me gustan, pero otras con las que estoy encantada.
Por cierto, la foto de la carta es preciosa...
Besitos de un espejo al otro

dakota73 dijo...

Solo depende de que clase de seres humanos seamos el espejo podrá ser , amigo ,cómplice, enemigo ,amigo hipócrita o lo que en verdad es ;un artefacto que solo refleja nuestra envoltura corporal de manera inversa. Los verdaderos espejos son aquellas personas que están unidas a nosotros por un vinculo que no es capas de reflejar ningún espejo. Un beso grande.

Guerreros de la Luz dijo...

Me encanto...
Me identifique...
Me emocionó...

Linda carta...

Tpo sin pasar por aca... he estado un poco alejada...espero retomar mis visitas a estos espacios de luz... se me había olvidado el bello refugio en el que se transforman...


Un abrazo a la distancia...


Kro

cris dijo...

DIME TU QUE QUIERES QUE PIENSE?
YO SIMPLEMENTE DIGO:Bellas todas tus cartas,muy bellas
yo.cris

cris dijo...

Dime que quieres que piense?
yo solo pienso que son las cartas mas bellas que jamas lei.eres la mejor.yo.cris